Enseñas, Educas, Corriges, Aprendes De Mí

Tú no solo impartes conocimientos, tú me abres las puertas del alma para que yo vaya tras este y luego me guías el corazón para que yo le encuentre a mi saber un valioso lugar en el mundo. Enseñas, educas, corriges, aprendes de mí por eso eres un profesor, un valioso ser humano que nació con el don de la humildad.

Feliz día profesor, hoy nos inclinamos ante ti, hacemos con orgullo una reverencia porque gracias a tu paciencia y tu amor somos quienes somos. De nuestra memoria nunca te apartarás porque cada nuevo paso alcanzado siempre me harán recordarte.

Recomendados Para Tí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *