No Existen Razones

He estado preguntándome por qué nos hicimos amigos, pero me doy cuenta que no existen razones especiales. Dios nos puso en el camino del otro para que camináramos juntos por los senderos de nuestros destinos; y me siento feliz de contar con tu incondicional amistad.

Eres mi mejor amigo, casi como un hermano de sangre. Me aceptas como soy, sin cuestionarme, respetas mis decisiones y siempre me das certeros consejos. Así que te agradezco por darme hermosos regalos que no tienen precio como lo son tu guía, tu compañía, tu cariño y tu tiempo.

Ya perdí la cuenta de cuantas victorias hemos festejado juntos, tanto mías como tuyas; pero también hemos llorado las pérdidas, los errores y las malas pasadas de la vida.

¡¡Brindemos por nuestra duradera amistad. Feliz Día!!

Me He Tomado Unos Minutos

El día del Amigo muchas personas envían mensajes que ni sienten, o dicen cosas que no son verdad, pero yo me he tomado unos minutos para reflexionar acerca de la grandiosa amiga que has sido conmigo en estos años, y eso merece las palabras más sinceras que yo pueda decir.

He encontrado en ti una consejera que ha tenido la sabiduría para animarme cuando he estado caída. Siempre has tenido la sinceridad y honestidad para decirme las cosas como son y darme mis regaños cuando ha sido necesario. Nos aceptamos como somos, con nuestras locuras. Compartimos nuestras tristezas, nuestros fracasos y a veces discutimos pero seguimos siendo uña y carne.

Agradezco a Dios por tu amistad, porque ha sido como un árbol que me ampara cuando llueve, que me da sombra, que no me juzga y de quien me puedo sostener cuando vienen los vientos.

¡¡Feliz Día del Amigo!!

Los Verdaderos Amigos

Los verdaderos amigos tienen bastante trabajo por hacer y no se cansan. Ellos son los que le dan color a tantos días grises de nuestra vida, son los que nos ayudan a aminorar nuestras caídas y nos dan la mano cuando nuestras penas son difíciles de llevar solos.

Por todas esas cosas que haces por mí, mi querido amigo, hoy quiero aprovechar la ocasión para celebrar tu maravillosa amistad.

Desde que te conocí pude ver en ti una persona a quien confiarle mis preocupaciones, mis secretos, mis sueños… y nunca me has defraudado. No sé si yo lo he hecho contigo, pero tú siempre has perdonado mis fallas como lo hacen los mejores amigos.

Espero que cada año que pase nuestra amistad crezca, se haga más sólida y duradera.

¡¡¡Que pases un muy merecido feliz Día del Amigo!!!

Más Cercanos Que Un Hermano

Dicen que “hay amigos más cercanos que un hermano”, y ahora veo que es una frase muy cierta que nunca hubiese confirmado de no ser por tener tu hermosa amistad.

Contigo he entendido que no hay que tener lazos de sangre para con una persona para encontrar en él tanta compresión, afecto, compañía, ayuda desinteresada, lealtad y sinceridad. Eres un amigo verdadero que ha impactado mi vida positivamente y sin ti nada sería igual.

Durante las horas más difíciles de mi vida conté con tu apoyo constante y sin condiciones, lo cual apreciaré por siempre. Estaré siempre para ti, cultivando nuestra amistad de manera que siga creciendo con el tiempo.

Deseo que en éste Día del Amigo te sientas honrado por todos los que valoramos tu amistad.

¡Muchas felicidades!

La Grandiosa Amistad

Nunca he sido muy expresivo, ni delicado, y menos escribiendo tarjetas, pero en este día en el que todos en el mundo celebramos la existencia de los amigos, yo tengo que hacer un alto y agradecerte por la grandiosa amistad que me has dado.

Sin duda hemos escrito sobre una piedra las vivencias compartidas, los gratos momentos y las alegrías. Nunca colocamos en esa piedra rencores, ni egoísmo, ni hipocresía, por eso nuestra amistad es invaluable.

Mil gracias por tus consejos y por poner tu confianza en mí. Me escuchaste en esos momentos en que tenía el corazón partido y en los momentos en que me quejaba de los golpes que me daba la vida. Sin tu hombro no hubiera tenido donde derramar mis lágrimas.

Siempre te estaré profundamente agradecido.

¡Feliz día de la Amistad mi querida Amiga!

Duradera

La amistad es duradera. No se pierde por el tiempo, ni por la distancia. Hoy, muchos años después del inicio de nuestra bella amistad, puedo decir con seguridad que eres el mejor amigo que haya podido tener.

Hemos crecido juntos, madurando paso a paso. Son muchas las anécdotas que tenemos para contarle a nuestros hijos y nietos (y otras que no). Nos hemos divertido sin límites y somos cómplices en nuestras travesuras juveniles.

Son invaluables cada una de las cosas que has hecho por mí.

Cuando no he sabido que hacer, tu sí, y me has ayudado a salir del lío. Me has impulsado a ir hacia delante en búsqueda de mis sueños, me alentaste y me has dado una palmada en la espalda cuando ha sido necesaria.

Gracias por tantos años de apoyo y solidaridad, por confiar en mí y dejarme ser tu amigo, consejero e intervenir en tu vida para darte una mano.

Tu amistad vale oro.
¡Muchas felicidades en tu día!

Tu Amistad

Hay muchas definiciones de “amigo”, pero tu amistad me ha permitido establecer mi propia definición: “Un amigo es aquel que se mantiene cercano a nuestro corazón”.

Solo quien comparte tantas vivencias con nosotros, quien conoce nuestros sueños, nuestros miedos. Quien se queda hasta tarde para ayudarte a resolver un problema, quien se levanta de madrugada para llevarte al hospital o para atenderte una llamada, quien pone su hombro para que se lo empapes de lágrimas, quien te da ánimo por más negras que se vean las cosas, quien sabe tus secretos y los guarda, quien pregunta “¿cómo estás?” y se detiene a oírte. Y nunca pide nada a cambio.

Hoy me siento bendecido por contar contigo, y quiero que sepas que valoro todo esto y más de lo que haces por mí. No tengo como retribuirte tu gran dedicación, solo estando para tí con la misma generosidad que tu tienes conmigo.

¡Feliz Día!

La Verdadera Amistad

La verdadera amistad va más allá de la superficialidad de una lista de “amigos” en Facebook, o de aquellos que se hace llamar amigos pero no comparten tu realidad. Por eso en éste día especial quiero agradecerte por diferenciarte de ellos, estando presente tanto en mi alegría como en mí dolor.

No todo el mundo sabe escucharme, ponerme atención y preocuparse por mis problemas como lo hace tú. Muchas gracias por ser un amigo maravilloso.

Me señalas mi error pero no me juzgas, me das tu opinión pero respetas la mía. Es agradable que nos entendamos sabiendo que somos imperfectos y sigamos soportándonos las locuras.
Con el tiempo hemos amarrado lazos que son como los de hermanos, fuertes e inquebrantables por las condiciones a las que nos veamos sometidos.

Quiero felicitarte y darte las gracias por estar a mi lado.
Brindemos por todos los años de amistad que están por venir.

¡Felicidades¡

¡Feliz Día Amigo Mío!

Vivimos en un mundo frío, falto de amor y escaso de amigos reales. Pero yo he tenido la gran suerte de que a pesar de la “escasez” te encontré a ti. Eres de esos amigos que no todos llegan a tener.

¡Feliz Día Amigo mío!

Estás para ponerme los lentes de lectura y hacerme leer mejor mi vida. Siempre me dices las verdades por más duras que sean, eres directo y sincero, pero a pesar de todo nunca me hieres, ni me lastimas.

Muchas gracias por los regaños, sin ellos estoy seguro que me hubiera dado muchos golpes más en el camino de mi vida.
Hemos llorado juntos, y también gozado nuestros logros y victorias, así como las alegrías de nuestras familias, que son como una sola gracias a nuestra grandiosa amistad.

Aquí estaré para ti cuando me necesites.

Compañeros De Lucha

En la vida tenemos la dicha de contar con compañeros de lucha, quienes hacen que ésta sea más llevadera. Tenerte como amigo ha significado que mi vida tiene un par de manos más que ayudan a las mías.

En los momentos más accidentados de mi vida he contado con todo tu apoyo. Oportuno y desinteresado.

Me has demostrado que eres un amigo verdadero, cuando me has visto caído nunca me has dejado tirado en el piso. Me has animado usando las palabras correctas.

Te preocupas constantemente por mis cosas como si fueran tuyas, eres como un hermano. Y en mi casa te ven como uno más de la familia, te has ganado su confianza y cariño.

La hermandad que nos une no ha cambiado con los años sino que se ha hecho más fuerte. Por eso en este día especial quiero mostrarte mi agradecimiento, y decirte que puedes contar conmigo incondicionalmente.

¡¡Feliz Día de la Amistad!!